Champiñones, fantasmas y otros iconos del videojuego toman las calles de Brasil

Posted on Actualizado enn

Brasil, años 80 y 90. Maria Carolina y Luca son dos niños que aún no se conocen pero que están unidos por una misma pasión: los videojuegos. Ellos también soplaron dentro de los cartuchos para ‘limpiarlos’ y eran “innumerables” las horas que pasaban jugando “hasta que los dedos y los ojos dolían”, anhelando que les regalaran otros nuevos. Ya de adolescente, en las salidas nocturnas siempre les acompañaba una Nintendo 64 guardada en una mochila porque, “en el caso de que nada funcionase”, se marchaban a casa para jugar al Mario Kart.

Con el tiempo, Maria Carolina y Luca (periodista de 29 años ella, productor audiovisual de 27 años él) se conocieron, se enamoraron, siguieron jugando “aunque sea a un juego tonto del móvil”, comenzaron a vivir juntos y plasmaron su pasión conjunta en una muestra artística que cuelga en espacios públicos de algunas de las principales ciudades brasileñas. ¿Su nombre? ‘8-bitch project’.

Puedes seguir leyendo sobre 8-bitch project en Hoja de Router.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s