De viaje: Buenos Aires (I)

Posted on Actualizado enn

También puedes leer De viaje: Buenos Aires (II)

Tango. Asado. Pizza. Librerías. Mate.  Las calles de Buenos Aires reúnen todos los elementos que el viajero asocia tradicionalmente a la ciudad. De barrios muy diversos, la capital de Argentina ofrece múltiples opciones a los turistas, que si aprovechan bien el tiempo y no les importa caminar pueden conocer algunos de los lugares más emblemáticos en menos de 72 horas, como yo hice con unos amigos hace unos días. Aquí va mi particular recorrido en dos posts.

Centro de Buenos Aires

Buenos Aires tiene la suerte de concentrar algunos de sus monumentos más señeros en un radio de muy pocos kilómetros. Así, con la central avenida 9 de Julio y su imponente, nos podemos encontrar con monumentos como el Teatro Colón y el Congreso nacional, o lugares como la plaza de Mayo, a cuyo alrededor se concentran la Casa Rosada, el Cabildo de la Ciudad de Buenos Aires o la Catedral Metropolitana (mapa).

Para recorrer la distancia entre el Congreso y la plaza de Mayo lo recomendable es ir caminando por la avenida de Mayo, que une ambos lugares y que fue lugar de encuentro para muchos españoles exiliados tras la Guerra Civil. Declarada Monumento Nacional, merece la pena fijarse en sus bellos edificios mientras se camina, así como, si se quiere ver un espectáculo de tango, preguntar en el Café Tortoni, centro de tertulias donde también se puede ver este baile tradicional del país.

Si nos encontramos en la Plaza de Mayo ahora tenemos dos opciones: o dar un paseo por Puerto Madero, que está detrás de la Casa Rosada, o visitar la escultura de Mafalda en el barrio de San Telmo, que está al lado. ¿Con cuál te quedas?

Puerto Madero

Este puerto de Buenos Aires fue recuperado por las administraciones a finales del siglo pasado como zona de oficinas y viviendas. Lugar chic de la ciudad, merece la pena pasear por el malecón Pierina Dealessi al atardecer y contemplar las embarcaciones atracadas en los diques, o tomarse algo en sus terrazas llenas de gente guapa, mientras te cruzas con oficinistas recién salidos de su trabajo.

Detrás se encuentra el Parque Natural y Reserva Ecológica Custanera Sur, un refugio de la mano del hombre donde se pude pasear, ir en bicicleta o contemplar pájaros en plena naturaleza.

San Telmo

La estatua a Mafalda es uno de los atractivos destacables de las calles de San Telmo. Situada en una esquina entre las calles Chile y Defensa, la escultura homenajea a uno de los personajes más queridos de la cultura argentina y a su creador, Quino, que vivió a escasos metros, en un bloque de pisos que fue también hogar de la niña en algunas de sus viñetas.  Una placa conmemorativa lo recuerda.

Pero en San Telmo hay mucho más que visitar: el mercado de la plaza Dorrego (los domingos hay otro más importante) o la Manzana de las Luces, que antiguamente albergó algunos departamentos de la Universidad de la ciudad, entre otras funciones.

Anuncios

Un comentario sobre “De viaje: Buenos Aires (I)

    De viaje: Buenos Aires (II) « El blog de José Manuel Blanco escribió:
    13 de noviembre de 2012 en 18:20

    […] También puedes leer De viaje: Buenos Aires (I) […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s